Yulieski Gurriel sobre la negativa a entrar a Cuba…

Yulieski Gurriel no pudo entrar a Cuba el pasado 29 de enero…



“A uno, como quiera que sea, le duele. Es injusto porque en este momento que se han dado pasos, que ya hay jugadores que habían estado aquí que están jugando allá como debe ser para alegría de todos. No es para que pase esto. ¿Por qué? Porque soy traidor entonces, yo soy el más traidor del mundo”, afirmó el jugador de los Astros de Houston en El Show de Swing Completo.


Contó que antes de iniciar los trámites, se comunicó al menos con cuatro personas vinculadas con inmigración en Cuba que le aseguraron, ya no “estaba en el sistema” y “aparecía con mi raya roja”. Gourriel dijo llevaba mucho tiempo deseando reencontrarse con sus allegados, especialmente con su abuela. “Mandé los pasaportes de mi familia primero. Una vez que ellos tienen los pasaportes tú sabe si vas o no vas. Ellos te dicen ‘oye, este pa´trás’. Nada, al contrario, todo está en regla; en una semana es el vuelo”.

Estaba desconfiado porque aún no se habían cumplido los ocho años de su huida, pero continuó en los preparativos. “De Cuba para acá no hubo más comunicación. La gente aquí estaba asustada porque para entrar el avión era necesario un autorizo”.


Sobre las 11:00 p.m. del día anterior al vuelo llegó la mala noticia: todos podían entrar a la Isla, excepto él. “Mis padres al final quisieron ir. Mi esposa e hijos se quedaron aquí. Cuando fueron, les dijeron en Emigración que al final no se quisieron meter en un problema. Mira aquí nadie va a autorizar a esta persona. Vamos a elevarlo a las altas esferas”, detalló. Para evitar escándalos, el beisbolista había organizado una estancia de bajo perfil; no iría a Sancti Spíritus y se quedaría en Varadero. “Si ellos pensaban que iba a hacer algo más, están muy equivocados”.


Durante la entrevista, Yulieski confesó haber tenido vínculos con el régimen, entre ellos Raúl Guillermo Rodríguez Castro “El Cangrejo”, nieto de Raúl Castro.


“Al uno dar este paso, eso (las relaciones) está bien roto, bien fracturado porque uno opina de una manera y el otro de otra. Por eso, prácticamente no siguió esa amistad”, sostuvo. El joven lamentó además la manera en que ha sido manejado su caso. “Es bien frustrante porque no puede ser que yo sea el más traidor de todos. Yo dediqué los 15 mejores años de mi vida, de mi carrera deportiva, al béisbol cubano. Para nadie es un secreto eso. Entonces, cómo puedo ser yo el traidor si yo en esa Serie del Caribe me fui el último día después de haber terminado ese torneo. ¿Cómo me puedes tildar de traidor a mí?”.

549 views0 comments